26 de marzo de 2011

Por fin

He conseguido acumular la rabia conmigo mismo que necesitaba para salir del estado de autcompasión en el que llevo tanto tiempo.

Se acabaron los lloros y las mierdas varias.

Adelante, Marquitos: te mereces mucho más y te lo puedes dar, así que déjate de gilipolleces y hazlo.

¡Brilla!

2 comentarios:

Daniel dijo...

Pues tu llamada me ha sentado de lujo y me hace ilusión tremenda verte volver a ti!!!!
Ere gande Tio!!!!

grankabeza dijo...

Me alegro, querido D :)

A mí también.

Ayer fue un día extraordinario para mí, creo que el principio de una fase nueva. Y mejor, espero.